Archive | septiembre, 2010

Lo que se instala

24 Sep

otono.jpg

Ha sido este jueves un día de relax y pensamiento después de semanas de vértigo. He escuchado acercarse el otoño hasta el jardín de casa, lento, sigiloso, seguro. He observado cómo llegaba y se posaba en las hojas de los prunos, en el musgo oscuro aún de los viejos muros de las fincas de esta sierra, en los caminos de arena por los que, ya sin calor, he vagado sin rumbo y bajo la lluvia durante buena parte de la mañana. Casi todo lo que llega con cautela se instala por largo tiempo. Los compromisos no acordados, los amigos no esperados, los abrazos no pedidos, los amores no estudiados. Los otoños tempranos.

El otoño siempre me ha parecido un misterioso caminante que sabe instalarse en cada recodo, dejando a su paso un bohemio rastro que huele a madera tierna.

Hoy he llenado las horas con ese perfume y con unos pasos sin más destino que el placer de andar en silencio, observando todo eso que pocas veces nos llama la atención. Una montaña de troncos cortados a la vera de un camino, sobre dunas de hojas que alguien había ido acumulando, me ha recordado que todo cumple años. Y que es bueno que la vida fluya si uno sabe lo que quiere y lo que desea que se instale.

PD. Kenia escribo todo lo que me hace libre, me alegra que te guste. Rafa me gusta que ahora me sigas en el dial, 7 años después, los domingos. Gracias por lo del “alma exquisita” Arantza. Las gracias te las doy yo Óscar González por valorar mis textos. Es bueno sabre esperar Franja. En el corazón nada muere Raquel. De ahí salen las palabras María. El que sabe comer lo hace en cualquier sitio Fany World. Siempre anda el poeta condenado al amor Saki. Hoy ya está guardado aquel diván Susana con la llegada del otoño. Embriagado estoy CM, gracias por la rectificación de tu sexo querida. Bienvenida Nu. Trixie ¿ahora le lanzas dardos picantes a Pablo? Si es que es un santo. Sí hay cosas imprescindibles Perséfone, los sentimientos. Sigue presente tu ausencia Mercedes. Laura vivo eternamente enamorado. No sé ser de otra manera. Intento seguir magnetizándote María (2). ¿Qué tal el gym Mumu? Erin hay mezclas textiles que si sabemos permitirnos pueden resultar interesantes. Buceé en tu blog José Antonio del Pozo. Bienvenida Noelia desde las Joyas al blog. Isabel llegarán días con luz, ánimo. Nos pasamos la vida queriendo Toñi. No creo que sea increíble Lara pero te lo agradezco. Un beso hasta Roma Ignacio, hacía tiempo que no te veía por el blog. Gracias por tus versos Saray Alonso. Me alegra Nerea que las Joyas de la Corona te hiciese llegar al blog y ahora te encante. Jorge hay mil lugares para estudiar esto que me pedías para tu chico. Ya te contaré. Latva a veces las emociones no se deben controlar ni en la tele, me gusta que lo aprecies. Es bueno que todo siga latiendo (asterisco).

Las raíces siempre viven en nosotros Concha. Gracias.

Pablo L el amor, sea como sea, implica emocionarse.

Aunque no estés

8 Sep

moras.JPG

He soñado que caminábamos de la mano, bajo la lluvia, por un bosque solitario en el que sólo se oían nuestros pasos y nuestros besos.

He soñado con un niño que lloraba en algún lugar de la casa y tú te levantabas para acunar sus desvelos, como cuando me daban miedo las tormentas, llegaba mi padre y todo se amansaba.

Aunque no estés sigues estando. Siguen habitando en estas sábanas, que aún no he querido estirar, la sombra de tu espalda, el olor de tu piel, tus sonrisas dormidas. He comprendido que el tiempo no tiene llaves, que sólo él decidirá lo que somos. Mientras, te espero en cada gesto por cotidiano que sea, cuando preparo una sopa, cuando se hace el café del desayuno aunque tú no estés, aunque tu taza no coquetee con tus labios, cuando observo esas zapatillas que compramos juntos, esperándote en el suelo del vestidor.

Hoy, después de la tormenta, he encontrado estas moras creciendo en un rincón del jardín. Exultantes de vida. Todo late aunque no estés. Todo llega cuando debe llegar. Todo te espera, lo sabes.

PD. Velvetina y Sue hoy me quedo con vuestros sueños. Con esa ilusión juguetona de la que me hablas Velvetina, entre esas paredes que se han vestido de pastel para acoger sonrisas infantiles. Y con esa alocada quinceañera que gracias a nuestro programa ahora se “ofrece gustosa en preparar la mesa para la cena, cuidando hasta el doblez de una servilleta aunque fuese ésta de papel, encendiendo primorosas velas que tan sólo contenían citronela…”. Eso justifica todo mi trabajo y mi esfuerzo en Las Joyas de la Corona. Gracias Velvetina. A ti Sue, te dedico mis desordenes ordenados, porque tú los entiendes de maravilla. Pinocho yo siempre recuerdo el primer suspiro. Perséfone, bonito es que tú me sigas. Ángela dices que me admiras y no sé qué decir. Toñi siempre hay miradas que besan esos rincones del alma. Kenia yo también os echo de menos. Siempre he compartido con vosotros, Susana, mis momentos especiales. Os conozca o no. Así soy en este blog. Trixie dices que volví a lo grande pero nunca me fui. Gracias por tus versos asterisco (*). Laura son ojazos porque saben mirar, no porque los tenga enormes. Mumu el próximo encuentro serrano espero que sea con café. Mercedes te recuerdo aunque estés ausente, espero que todo esté bien. Raquel maravillosos son vuestros comentarios. Ágatha Christie, ¿qué has descubierto? Javi Taperx espero que todo fluya en tu vida y que seas feliz. Franja ¿trajiste aires de Boston? No sé si estoy bañado por una luz especial pero me emociona que lo creas Pep. Me gusta magnetizarte María. Erin destapa carta que el blog pregunta por ti. Te lo ruego. Gracias por tu cambio de opinión Arantza. Espero que me sigas descubriendo Latva. Me alegra verte sonreír mariete. Claro que me acuerdo de ti Santii. Hay casualidades que nunca se olvidan btw. Bienvenido CM. No hay piques ni guerras cuando uno no quiere y el otro es tan débil que nadie notaría su presencia en ninguna batalla rafa. Me gustan las “americanas” Fany World. Sigue viva en mis ojos mi madre Concha. Graciaaaas.

Felicidades Yo este 8 de septiembre.

Pablo L los amigos siempre se hablan con los ojos. Tú sabes mejor que nadie navegar en los míos y no sabes todo lo agradecido que estoy por ello.

A todos y todas las que hacéis posible este blog, tantos días, tantas horas juntos, tantos sentidos, ya no estaré los viernes en COPE, ahora me tendréis los domingos, mañaneando. Os espero.